¿Por qué los clientes desean conversar y cómo esto influye en su negocio?

El Internet es un veloz torbellino de información. Los clientes potenciales que navegan en búsqueda de información tienen períodos muy cortos de atención, y su impulso por comprar puede desaparecer muy rápido. Captar su atención y desarollar una relación de venta con ellos puede ser un desafío.

Afortunadamente, existen herramientas innovadoras para ayudar a su empresa.

Según Forrester, los consumidores ya han definido, entre un 66 a 90 por ciento , su decisión de compra antes de hablar con un vendedor, porque ya han realizado su propia investigación en línea.

Sin embargo, solo porque estos prospectos hayan realizado su investigación por cuenta propia, no significa que haya que ignorarlos. De hecho, es una oportunidad para guiarlos a través de su proceso de compra. La clave es conectar con ellos en el momento adecuado, con el mensaje correcto.

Existe ya mucho ruido en Internet, por lo que su empresa debe destacarse y demostrar por qué su solución es la más adecuada para su problema. “Ayudar” es la nueva “venta”. Su empresa debe enfocarse en lo que puede dar a los consumidores, no en lo que puede obtener de inmediato.

Resolver problemas

El 86% de los adultos estadounidenses quieren poder hacer preguntas sobre lo que están comprando, según un estudio del Pew Research Center.

“¿Qué producto o modelo es el mejor para mi?”

“¿Está disponible?”

“¿Cuándo puedo hacer una cita?”

Para los clientes interesados, la belleza del Internet es que pueden realizar investigaciones cuando les sea conveniente. Sin embargo, el tiempo de ellos puede que no sea el momento más conveniente para su negocio.

El punto en el que el prospecto muestra mayor interés es luego de pedir información. Si reciben respuesta de inmediato, aumenta la probabilidad de venta. Claro, esto no es fácil. Los consumidores esperan que esté abierto las 24 horas de día, los 7 días de la semana, y esté disponible para responder al instante, pero esto no es posible.

La solución es una plataforma de mensajería instantánea.

La mensajería inteligente combina la inteligencia artificial (IA) y la inteligencia humana para agilizar el proceso de ventas, desde un enfoque con múltiples pasos (con llamadas perdidas y correos electrónicos no respondidos), a uno con solo dos pasos. El prospecto encuentra su negocio en línea, la plataforma de mensajería inteligente los saluda, hace preguntas que califican, proporciona información, los convierte en un líder de ventas y los dirige al representante de ventas correspondiente.

Las plataformas inteligentes de mensajería pueden ayudar a captar clientes portenciales, calificar los intereses, reservar citas, verificar el inventario y atender a los consumidores las 24 horas del día, los 7 días de la semana. Por ejemplo, Accenture informó que los chatbots podrían resolver el 80% de las consultas de los clientes.

Hace su vida más fácil

El 89% de los consumidores prefieren enviar un mensaje, que llamar por teléfono o enviar un correo electrónico, según Twilio.

¿Por qué no fomentar que sus clientes potenciales utilicen un método de comunicación en línea, que se adapte mejor a su estilo y pueda proporcionarle más detalles? Aprovechando el poder de los chatbots, podrá obtener su atención en el momento adecuado, durante todo el proceso de compra.

La tecnología de mensajería inteligente utiliza inteligencia artificial para atraer a sus clientes potenciales a través de conversaciones en su sitio web, Facebook Messenger o mensajes de texto (incluidos los que encuentran su negocio en Google).

A medida que los chatbots responden las preguntas de los clientes rápidamente, la satisfacción del cliente aumenta. Abrir los canales de comunicación correctos y proporcionar una respuesta instantánea puede ser la diferencia entre cerrar una venta y perder un cliente potencial, ante un competidor.

Agrega el toque humano

Los chatbots empoderan y ayudan a las personas a proporcionar servicios en línea a los consumidores. Una vez que un chatbot les brinda a sus prospectos en línea las respuestas rápidas que necesitan, es hora de involucrar a un vendedor para que cierre el trato.

Es necesario brindar a los posibles clientes una experiencia personal a través del contacto humano. Estar en el momento oportuno y hacerse cargo del chatbot, ayuda a transmitir un mensaje más personal. También, responder con detalles complejos sobre el producto o servicio, motiva más al cliente a realizar la compra.

No más formularios de contacto, llamadas telefónicas perdidas o correos electrónicos no devueltos. El presente y futuro son los chatbots.